Mi trabajo en el barco era tratar de las excursiones que la empresa ofrece a los pasajeros cuando llegan a los puertos. En líneas generales, tenía que explicar las excursiones, emitir los tickets y organizar las personas en los autocares. El horario de trabajo era por la mañana, despachando las excursiones y por la noche, durante la navegación, en la oficina. A veces tenía que acompañar alguna excursión. Entonces yo tenía tiempo libre, que usaba más para descansar que pasear (la vida de marinera no permite dormir suficientes horas seguidas). Pero, para la mayoría de los tripulantes, el tiempo libre es escaso. Algunos trabajan 16 horas al día, 7 días por semana, varios meses seguidos sin descanso (los contratos varían entre 4 y 10 meses)… Y, siempre, siempre, débese llevar una sonrisa en la cara.

Atendiendo a pasajeros en la oficina de excursiones
Atendiendo a pasajeros en la oficina de excursiones
Organizando los pasajeros en los autocares
Organizando los pasajeros en los autocares
Dando la charla de excursiones
Dando la charla de excursiones
Anuncios