Estaba con mi mami en un hostal en Siena. Conversamos en inglés con el encargado italiano, súper simpático. Después de allí íbamos a Nápoles y él se ofreció para hacer una reserva en un hostal de aquella ciudad. Llamó y habló en italiano. Pero entendemos bastante del italiano, a pesar de no hablar. Le escuchamos decir que quería hacer una reserva para dos personas. Añadió:

– Dos brasileñas.

El otro probablemente preguntó como éramos, porque escuchamos la respuesta:

– Una está buena, la otra está al punto.

Nunca supimos cual era cual. jajaja

Siena, Toscana, Italia
Siena, Toscana, Italia
Siena
Siena
Vista desde la torre anterior: Siena y la Toscana
Vista desde la torre anterior: Siena y la Toscana
hum.. Me la comí toda...
hum.. Me la comí toda...
Anuncios